Durante el puente festivo, hubo buen comportamiento en Cali.

Fiestas al interior de las viviendas, incluso con menores de edad; personas en antejardines jugando bingo o departiendo entre amigos; caleños en moteles y en salas de masajes, y domiciliarios transportando bebidas alcohólicas, fueron algunos de los eventos con los que se encontraron los funcionarios de las Secretarías de Seguridad, Salud, la Policía, entre otros organismos, durante este fin de semana en los controles de toque de queda y ley seca.


En total fueron intervenidas 165 reuniones sociales en vía pública y unas 350 al interior de viviendas, según informó la Policía Metropolitana.


Es por esto que los funcionarios consideran que “el balance de este fin de semana es muy positivo si tenemos en cuenta que los hechos de alteración a la tranquilidad como sonido alto volumen, violencia intrafamiliar, riñas, pero en particular rumbas intervenidas en vía pública resulta muy inferiores presentados a los fines de semana anteriores”, afirmó el general Manuel Vásquez, comandante de la Policía Metropolitana de Cali.

Asimismo precisó que se impusieron “650 comparendos por comportamientos contrarios a la convivencia, incluyendo personas que se encontraron en moteles, salas de masaje incumpliendo medidas sanitarias. Un alto porcentaje de habitantes cumplieron el toque de queda y ley seca”, recalcó el general Vásquez.


Por su parte, Guillermo Londoño, subsecretario de la Política de Seguridad de Cali, también dijo que “el balance es positivo en la medida que las actividades que tuvimos que intervenir este fin de semana fueron mucho menos, se podría decir que casi un 72 % o 75 % menos que las del fin de semana anteriores, cuando se pudieron intervenir más de 600 eventos en vía pública, entonces hemos encontrado un mejor comportamiento ciudadano, sin desconocer que ha habido hechos en los que hemos tenido que intervenir”. Algunas de las actividades que tuvieron que desactivar fueron fiestas al interior de las viviendas como sucedió con una actividad donde participaron más de 200 personas, entre ellos 23 menores de edad, quienes fueron llevados a Comisaría de Familia.


“La gente ha asumido que no puede hacer fiestas en vía pública, pero cree que la puede hacer dentro de sus casas, de esos casos encontramos muchos, había reunidos familiares dentro de la vivienda, y eso hace aglomeración de personas, en algunos casos no cumplían con las medidas de seguridad”, detalló el funcionario Londoño.] De igual forma, comentó que se encontraron “situaciones con ciudadanos al frente de sus casas jugando bingo, dominó, o departiendo con amigos. El indicador anterior era que encontrábamos ciudadanos ingiriendo licor o haciendo fiestas, eso mejoró”. También realizaron los controles en el servicio de domiciliarios, en este “encontramos tres situaciones particulares, una llevaba botella de tequila, se procedió a imponer comparendo, decomisar y destruir en el sitio, el mensaje es claro: quienes ejercen el servicio de domicilio no pueden transportan ni vender licor en ley seca”.

Debido a las quejas de ciudadanos por aglomeraciones en parques de la ciudad, se hicieron controles en algunos de ellos, por ejemplo “en el parque El Ingenio hicimos presencia desde muy temprano, y los caleños viendo los agentes de tránsito, la policía, empezaron a retirarse y en menos de 20 minutos estaba completamente solo. En otros parques como en el Valle de Lili también hubo presencia, pero cuando se intervinieron estaban solos”, señaló el funcionario Londoño. Entre tanto, en la línea de emergencia se recepcionaron 20.100 requerimientos, algunas de las llamadas corresponden a hechos inexistentes, repetidos o solicitud de información, por eso se atendieron de manera prioritaria 7150 casos, en las que se intervinieron 817 riñas entre ellas 295 por violencia intrafamiliar, 3506 de las diferentes llamadas, corresponden a situaciones de alteración a la tranquilidad como alto volumen y escándalos. Cierre de cinco establecimientos La Secretaría de Salud y la Policía realizó un seguimiento en los diferentes hoteles, moteles y salas de masajes de diferentes comunas de la ciudad, para garantizar que no se incumplieran las medidas sanitarias, es así como se hizo el cierre temporal de cinco establecimientos, que violaban las normas. En estos lugares se encontraron al menos 71 personas a quienes se les aplicó comparendos.


Tomado de: https://www.elpais.com.co/cali/mejoro-el-comportamiento-de-los-calenos-en-el-puente-dicen-autoridades.html

16 visualizaciones0 comentarios